Haz clic aquí para volver a la página de inicio
CLINICA MARIA AUXILIADORA

Active FX


Los resultados de los tratamientos efectuados con el ACTIVE FX son impresionantes: la piel de la cara y la de alrededor de los ojos está completamente nueva, estirada, sin arrugas y sin manchas. Está especialmente indicado para eliminar arrugas finas, patas de gallo, poros abiertos, comezones, flaccidez y tratar las cicatrices de acné y manchas. Se utiliza la fototermólisis fraccional y se requieren 5 días de recuperación y 4 de eritema.


Desde hace años los resurfacings se realizaban con láser de C02 o con láser de Erbio-Yag, aplicando uno u otro, según la profundidad del tratamiento, la edad de la piel o el tipo de correcciones necesarias. Los postoperatorios eran bastante largos y difíciles, incluso meses.


Frente a estos métodos, el ACTIVE FX, una variante del C02, tiene fantástica recuperación y se puede utilizar en zonas mucho más delicadas muy próximas a los ojos, por ejemplo. En las fotografías de la parte inferior podemos ver una sección de piel joven, otra de piel envejecida y una tercera de piel rejuvenecida después de un tratamiento con láser ACTIVE FX.


Para eliminar arrugas profundas y medias, flaccidez y cicatrices como en un resurfacing tradicional completo. Para eliminar verrugas, y otras lesiones benignas de la piel. En arrugas profundas requiere 8 días de recuperación y 3 días de eritema aproximadamente.


También se puede utilizar como herramienta de corte y coagulación para cirugía parpebral, ginecológica, ano-rectal y mamaria.


UN LÁSER FRACCIONAL PARA RESURFACING: ABLATIVO, PROFUNDO Y FRACCIONAL


Como primer paso se cita a la paciente para informarle perfectamente de todo y dé su consentimiento. El día del tratamiento en camilla, se realiza una limpieza de cutis y se aplica un gel anestésico en la zona a tratar, con el que hay que permanecer una hora.


Una vez transcurrida la hora se pasa a la sala de láser o quirófano donde se instruye y acomoda a la paciente. Con delicadeza, se comienzan a realizar los disparos de láser en la zona. Se van produciendo pequeñas lesiones alternantes con zonas que quedan sanas para facilitar la recuperación (de ahí el termino de fraccional). El proceso dura desde unos minutos a media hora, dependiendo de la extensión a tratar, y es totalmente soportable.


antes y después


Después de realizada la operación se coloca un antifaz muy frío y se solicita a la paciente que permanezca en el centro médico unos 30 minutos, tiempo en el que se produce una fuerte reacción de calor que puede resultar algo incómoda pero que, queda parcialmente atenuada por la aplicación del frío.


Por último, y antes de abandonar el centro médico, se aplica un gel que posteriormente la paciente se pondrá varios días en casa. No son necesarios los antibióticos pero sí una prevención herpética.


Al día siguiente, la zona tratada se va oscureciendo, dando la impresión de llevar un antifaz marrón oscuro. 24 horas después del tratamiento la parte de la piel quemada, se va desprendiendo poco a poco hasta cumplimentar aproximadamente los cinco días. Posteriormente, el facultativo prescribirá el tratamiento de continuidad que cada paciente, según sus características necesite.


Es un tratamiento novedoso, no complicado, seguro y muy eficaz contra los signos de envejecimiento cutáneo.


antes y después


antes y después

Créditos
© 2011 Clínica María Auxiliadora